Espeja de San Marcelino: nuestro municipio

El municipio de Espeja de San Marcelino

Espeja de San Marcelino es un municipio en las inmediaciones del Parque Natural del Cañón del Río Lobos, entre las comarcas de Pinares y de la Ribera del Duero.

Acoge cinco pueblos: Espeja de San Marcelino, donde se sitúan nuestras casas rurales y el ayuntamiento, Orillares, Guijosa, La Hinojosa y Quintanilla de Nuño Pedro. Hasta hace no mucho tenía un pueblo más llamado San Asenjo, que hoy en día está abandonado pero del que aún se pueden visitar las ruinas.

En la actualidad el pueblo de Espeja de San Marcelino es una pequeña y acogedora aldea de Soria, cerca del límite con Burgos, con menos de cincuenta habitantes censados. Está rodeada por pequeños montes que la protegen, lo que hace que sus temperaturas sean algo más moderadas que las de otros pueblos más desprotegidos del entorno.espeja sol castillo

espeja de san marcelino

espeja de san marcelino 2

Hay más fotos e información sobre los alrededores en un día por los alrededores de Espeja  y en paseando por el monte de Espeja en invierno. Hay también varias fotos de la fauna de la zona en el fotolibro elaborado por el vecino Tito García que esta en este enlace.

Historia de la Villa de Espeja

En la zona se han hallado ciertas piezas de fabricación humana pertenecientes al paleolítico. Además existen huellas de un asentamiento del siglo VI o V antes de Cristo.

vacas espeja de san marcelino

Durante el período romano se explotaron ampliamente las canteras de mármol de Espeja de San Marcelino y Espejón (otro pueblo próximo). Es por ello que en la villa de Espeja podemos encontrar restos de hasta cinco despoblados romanos.

A principios del siglo X surge un primitivo asentamiento al amparo de una atalaya defensiva, con función principalmente de vigilancia, en la montaña que llamamos El Castillo de Espeja.castillo espeja de san marcelino 10

A principios del siglo XV se funda el Convento de Santa María regentado por frailes Jerónimos, hoy en día en ruinas, aunque se conserva uno de los laterales de la iglesia y diversos muros de la finca. En el siglo XVI se construye la iglesia del Convento de Jerónimos y también la parroquial de Espeja.

En 1.653 el lugar de Espeja adquirió el título de villa, otorgado por el rey Felipe IV. Esta nueva condición otorgaba la potestad de juzgar todas las causas civiles, criminales y ejecutivas, el derecho de revisar pesas y medidas de acuerdo a la ley y el derecho de juzgar unos alcaldes a otros y demás oficiales. Además permitía edificar ciertos elementos que permitieran llevar a cabo estas potestades. En el documento se recogen así:

“Y doy facultad para que la dicha villa y su consejo, para la administración de la justicia pueda poner y ponga Orca, Picota,Cuchillo, Cepo, Azote y demas insignias que para el ejercicio de la dicha jurisdiccion fueran necesarias”.

espeja de san marcelino 3

El proceso de legitimación del título no fue instantáneo. El momento culminante se produce el 27 de Agosto de 1.653 cuando  se levanta en la plaza el rollo y en el monte de La Rasa la horca. El rollo aún se conserva en la parte alta de la plaza del pueblo, frente a la iglesia. Era un monumento conmemorativo de la concesión del villazgo y simbolizaba esta categoría administrativa. Además ejercía de picota, es decir, era el poste en el que se castigaba a los delincuentes o se les exponía a la vergüenza pública. La Rasa es el cerro arenoso que limita el pueblo por el noreste.

la rasa

Entre los siglos XVI y XIX el mármol de Espeja de San Marcelino y Espejón (jaspe) se emplea en numerosos monumentos españoles. Lo encontramos en la iglesia y sepulcros del Convento de los Jerónimos, en el palacio de los duques de Avellaneda de Peñaranda de Duero, en la catedral de El Burgo de Osma, en la catedral de Burgos y, en enormes cantidades, en el Real Monasterio de San Lorenzo de el Escorial. En el frontón del pueblo hay un monumento conmemorativo a esta preciada piedra, consistente en varias piezas protegidas por una valla.

espeja de san marcelino monumento canteras

Desde entonces el pueblo ha ido perdiendo importancia y población, aunque desde las Casas Rurales La Chimenea de Soria estamos intentando revitalizarlo con actividades turísticas y de ocio y recuperando antiguas sendas. Además los vecinos del pueblo han ido recuperando viejas tradiciones que se habían perdido, como la pingada del mayo las marzas.

Fuente de los datos: Historia de la Villa de Espeja, por Eugenio Delgado.

Pueden verse además mapas históricos gratuitos de la zona en la página Old Maps Online

Otras formas de ver Espeja

Hay muchas otras formas de ver nuestro pueblo, un lugar mágico. Os dejamos aquí un mapa fantástico elaborado por un grupo de nuestros clientes, que decidieron usar nuestro entorno para jugar a una búsqueda del tesoro.

mapa fantástico búsqueda del tesoro soria Espeja de san marcelino